¿En qué creés? ¿Qué es lo que te mantiene vivo, en la lucha? Mal pero acostumbráu, como decía Inodoro Pereyra.

John Lennon decía que no creía en nada. Ni en la iglesia, ni en Dios, ni en los Beatles. Solo creía en él y en Yoko.

Bono le respondió, dieciocho años después, con un tema que se llama “God part II”.

“No creo en el diablo/
No creo en su libro/
Pero la verdad no es la misma/ sin las mentiras que inventó./
No creo en los excesos/
el éxito está en dar/
No creo en los ricos/ pero deberías ver adónde vivo…”
.

Cuántas veces te habrá pasado eso de hablar una cosa y hacer otra. Dar consejos de la boca para afuera y después cagarte en eso.

Integridad:  imagine all the people/living for today?/living life in peace? Me dirán que soy un soñador, eso sí. Solo creo en mí mismo y en Yoco.

Juanita lo banca a Lennon: hizo mucho por la música. Pero cada día me cuesta más comprarme un par de zapatillas Nike sabiendo de dónde vienen. Y a dónde van.

Paz? Dícese del concepto utilizado por músicos y hippies para  justificarse a sí mismos a la hora de andar en pelotas sin ducharse. Está bien la idea, pero por qué no fueron sinceros con el mundo y dijeron: queremos ser libres, no molestamos a nadie. Los extremos no existen… ¡la paz tampoco! Sería un mundo frenéticamente desquiciado y ya nadie podría utilizarlo para justificar su actos. Yo le dije a un amigo: el reggae es la música de la paz. A lo que me respondió: ¿y yo para qué quiero paz?

No creo en la cocaína/
tengo speedball en mi cabeza/
te podría partir al medio:¿entendés lo que te digo?
No les creo cuando me dicen/
que no hay cura/
los ricos se mantienen sanos/
los enfermos siguen siendo pobres
No creo en la pena de muerte
ni en las palizas ni en las pandillas
no creo en las Uzi (simplemente cayó en mis manos)
.

Y de fondo tenés que tener una base programada. Ya no va el pianito, ya no va la paz, ya no van las zapatillas Nike. Si te doy un jean lindo no te lo ponés (porque es cheto).

Tengo problemas personales. Como si alguno no lo fuera.